Nuevos planes de negocios en el retail de CENCOSUD

0
307

Por Luis Alvarado

El holding de la empresa multinacional chilena CENCOSUD, del empresario Horst Paulmann, en el contexto de crisis económica que se profundizó con el COVID-19, ha planteado un cambio en el funcionamiento en las tiendas de Chile y Perú, donde se cerrarán tiendas de la cadena Johnson.

En el país esta transformación de CENCOSUD estará basada en que la cadena Johnson será cerrada entre los meses de julio y agosto, cambiada bajo el nombre de Paris Express, manteniendo el comercio de categorías de vestuario, calzado y deporte.

En Perú cerrarán 11 locales y ante esto “los trabajadores serán reubicados en Supermercados, y otros se acogerán a planes de retiro”, dependiendo de la capacidad que exista para reubicarles.

La inseguridad de trabajadores de Johnson

En Chile quienes trabajan en las cadenas Johnson han presentado desacuerdo a la decisión tomada por los dueños de la empresa multinacional, aún no queda claro cuántas tiendas finalmente serán reconvertidas. Los sindicatos involucrados refieren que no se sabe si 9, 10 o 25 serán cerradas, lo cual contempla una cantidad de más de 1700 trabajadores de Johnson y MegaJohnson con situación incierta.

El Sindicato Interempresa de CENCOSUD refiere que la información es confusa en torno a las reubicaciones, rechazando los planes de CENCOSUD, sintiéndose víctimas de los dueños y empresarios a decidir bajo este contexto de pandemia.

La información que circula es que efectuarán despidos con pago de finiquitos, ya que solo quedarán 10 locales que serán reubicados en forma de Paris express.

Las ganancias multimillonarias de $90 mil millones que fueron repartidas entre sus accionistas

Las utilidades de más de $90 mil millones de pesos del 2019 responden al 80% de las ganancias, donde dentro de los accionistas se encontraba el anterior Ministro de Hacienda Felipe Larraín del Gobierno de Sebastián Piñera.

La comisión de mercado financiero informó en su sitio público, que CENCOSUD, pagará $91.360 millones entre sus accionistas, cancelándose en dividendos de $32 millones.

La multimillonaria empresa del retail CENCOSUD, de Horst Paulmann afirma que los directores de la sociedad tendrán una remuneración de 330 unidades de fomento mensuales, vale decir $9.467.000 millones de pesos.

Prohibición inmediata de los despidos. Por la expropiación de CENCOSUD bajo control de sus trabajadores

Por un lado, vemos como los dueños deciden sus planes de negocios no importando que sucederá con las y los trabajadores, habiendo recibido millonarias ganancias, y por otro exponer a los riesgos del desempleo y perder sus puestos de trabajo a casi 2000 trabajadores de CENCOSUD, provenientes de tiendas Johnson y MegaJohnson.

Las utilidades repartidas por los accionistas no solo son demostración la lógica que se ha perpetuado todos estos años de capitalismo salvaje en acumular ganancias, sino que además éstas son obtenidas a partir del trabajo realizado por sus trabajadores, es en base al trabajo de sus “colaboradores” que estos accionistas han obtenido multimillonarias riquezas. Mientras que quienes se desempeñan en estas tiendas ahora en contexto de coronavirus, de aumento de la cesantía y medidas de confinamiento, estarán expuestos al riesgo de perder sus puestos de trabajo y junto a ello el sustento de sus hogares.

En este momento es importante no solo velar por los intereses de la clase trabajadora y los pobres en el sentido de poner sobre la mesa exigencias inmediatas como la prohibición de los despidos, sino que problematizar con lo que ha producido la clase apropiadora de los trabajadores de CENCOSUD. De esta forma, la multinacional perfectamente podría ser gestionada por sus trabajadores, vendedores, administrativos, bodegueros, entre otros laburantes, y donde sus ganancias contribuyan a mejorar su calidad de vida, de alimentación, de seguridad, higiene, transporte, salariales, la de sus familias, y satisfacer sus necesidades, que hoy frente a la avaricia empresarial es postergada velando primero por maximizar sus ganancias individuales, perpetuando la propiedad privada de CENCOSUD y la consolidación de las clases capitalistas, dejando familias en la calle.

Estas dinámicas no solo se ven dentro de la cadena CENCOSUD, sino que es un patrón que se está repitiendo en múltiples empresas nacionales e internacionales, donde se está dejando a miles de trabajadores bajo situaciones de importante precariedad laboral (incluso exponiéndoles al contagio de COVID-19) o bien dejándoles cesantes y en una situación de completa desprotección, tanto a trabajadores como a sus familias. Es por esto que les invitamos a problematizar con las dinámicas de la producción y la distribución de riquezas, a entablar discusiones en los lugares de trabajo, en los sindicatos, entre distintas empresas. La unidad de los y las trabajadoras es lo único que nos podrá ayudar a sobrellevar esta pandemia y avanzar en conquistar nuestros derechos y asegurar así tener una vida digna.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here